Periodismo en Acción

Noticias de Soacha y el mundo

Portada » Fiscalia condenó a más de 11 años a médico indígena por abuso sexual a una menor de edad

Fiscalia condenó a más de 11 años a médico indígena por abuso sexual a una menor de edad

La Fiscalía dio a conocer la condena de 11 años y seis meses de prisión contra un chamán indígena por el delito de acceso carnal o acto sexual con persona incapaz de resistir, agravado por tratarse de una menor de edad de 14 años.

La víctima de los vejámenes sexuales era la hijastra del condenado, cuya identidad no fue revelada por el ente acusador. El supuesto chamán aprovechaba su posición como médico tradicional y ancestral de su comunidad en Florencia (Caquetá) para acceder sexualmente a la niña.

De acuerdo con la Fiscalía, los hechos ocurrieron entre diciembre de 2021 y enero de 2022, cuando el chamán convenció a su hijastra y la llevó en tres oportunidades a una maloca en una zona rural para llevar a cabo varias ceremonias y ritos con yagé o ayahuasca, una bebida compuesta por plantas alucinógenas que inducen a trances.

El veredicto se basa en la comprobación del acceso carnal agravado contra su hijastra de 14 años, quien estaba bajo los efectos del yagé durante los rituales realizados en una ma

Además de la pena de prisión, el juzgado impuso la inhabilidad de derechos y funciones públicas al médico por el mismo término de la pena principal. No se concedió subrogado de la ejecución de la pena, y se libró una orden de captura inmediata en su contra. Esta decisión, de primera instancia, está sujeta a recursos legales. La Fiscalía destaca los resultados de esta acción judicial en la lucha contra el abuso infantil.

El yagé es una bebida utilizada en la medicina tradicional de pueblos indígenas de Colombia, Brasil, Bolivia, Ecuador, Panamá, Perú y Venezuela. Se trata de una decocción elaborada a partir de la combinación de ayahuasca o yagé y una segunda planta que puede ser chacruna o chaliponga.

Se dice que la purga con yagé es una experiencia catártica y liberadora que puede abrir la posibilidad para una vida consiente y más plena. El uso de esta bebida sagrada indígena puede resultar letal. No es un divertido plan turístico de fin de semana.

Los padres y representantes deben orientar a sus hijos con respecto al cuidado de su integridad. Es su deber informarle a los niños de una manera adecuada a su edad, sobre la existencia de personas con trastornos mentales que pueden tener el impulso de tocarlos en sus genitales.

Además brindarles confianza para que si llegara a presentarse una situación parecida tengan la confianza de contarles. Advertirles que el agresor puede ser un desconocido o un familiar cercano.

About Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *